La recontratación de ex_empleados: los trabajadores “boomerang”

Trabajadores Boomerang
Con la recuperación económica, en muchas de esas empresas se está considerando la recontratación, es decir, a la selección de antiguos empleados.

Ha sido el peor efecto de los años de la crisis: los despidos de muchísimos trabajadores en empresas de todo el mundo, dejando el panorama laboral muy complicado a nivel mundial. Ahora que la recuperación está en marcha y en muchas de esas empresas se está considerando la opción de volver a conformar equipos se está notando cierta tendencia a la recontratación, es decir, a la selección de antiguos empleados.

Se trata de una nueva tendencia, ya que en los tiempos anteriores a la crisis, no estaba apenas considerada esta opción: casi ninguna empresa volvía a contratar a ex empleados. El hecho de que esta opción esté tomando fuerza implica un cambio en la filosofía empresarial, cambio que se está notando sobre todo en empresas financieras y manufactureras, de las más golpeadas durante la crisis. Un estudio reciente aporta datos significativos: un 49% de las empresas financieras y un 47% de la manufactureras y un 42% del sector servicios, planea recontratar antiguos trabajadores, bien como trabajadores a tiempo completo, bien como consultores o inclusive como freelancers. Otra encuesta revela que 9 de cada 10 empleadores ve de forma positiva la recontratación.

Este tipo de contratación, llamada también contratación boomerang, se centra sobre todo en recontratar empleados TOP,  aquellos talentos que tuvieron que ser despedidos por la crisis (o que se marcharon a otras empresas que les podían ofrecer mejores condiciones económicas y laborales),  los que cuentan con habilidades especializadas o los que ocupaban antes posiciones vitales dentro de la organización, aunque las empresas se vieran obligadas a prescindir de ellos. Otras empresas, más progresistas aún, están recontratando a empleados prejubilados como consultores externos para poder contar con su experiencia y conocimientos.

Si apuramos más, se está comprobando cómo en los grupos creados en Linkedin de antiguos empleados de determinados sectores están viendo cómo sus perfiles son seleccionados para volver a formar parte de sus ex empresas. Estos antiguos compañeros han seguido en contacto durante el tiempo "de ausencia" de los antiguos trabajadores, por lo que siguen estando al tanto de la empresa de la que procedían.

¿Cuáles son las razones objetivas de la tendencia a la recontratación?

Al recontratar a un antiguo trabajador la empresa evita ese período de adaptación de todo nuevo empleado. Estas personas ya conocen la empresa, su filosofía, los productos, las estrategias de ventas, los puntos fuertes y débiles, por lo que la empresa consigue un importante ahorro en el tiempo dedicado a la preparación y adaptación del trabajador. También supone un ahorro en la preparación específica, evitando gastos en cursos, tiempo en la adquisición de conocimientos, etc. Es una empleabilidad fácil y más económica.

Además, la recontratación favorece en la mayoría de los casos a una recuperación del buen ambiente laboral, lo que influye directamente en una mejora de la productividad de la misma. El reencuentro con antiguos compañeros indica en parte la recuperación en los negocios de la empresa, de ahí que se genere un ambiente de más confianza y seguridad.

Por otro lado, en su momento se tuvo que despedir talento y personas muy especializadas que cada día son más necesarias debido a la fuerte competencia existente en el mercado global, sobre todo en los campos de la innovación, la tecnología, la información y comunicación, las finanzas, el comercio internacional y el mercadeo. Las empresas conocen esos talentos, ya los han tenido contratados y saben que encajarán en la organización empresarial.

En estos tiempos en los que el panorama económico se está recuperando, las empresas no pueden cometer equivocaciones con malas contrataciones, que pueden suponerle grandes agravios: pérdida de productividad, indemnizaciones, bajas, etc. Un antiguo empleado sabe qué necesita la empresa y al ofrecerle esta una nueva oportunidad contará con un plus: trabajadores ligados a la empresa y agradecidos por la nueva opción.

Además, como ya comentábamos al inicio de este artículo, las empresas pueden contar con estas personas también como consultores externos o freelancers, lo que les conllevaría una reducción en los costes y el beneficio de una ayuda experta.

Otro aporte que los antiguos trabajadores realizan en su reincorporación laboral es la experiencia adquirida durante su ausencia: en otros entornos laborales y empresariales, si se autoemplearon, e incluso si no pudieron conseguir trabajo ofrecerán una visión desde "la otra parte". Toda esta experiencia acumulada fuera de la empresa pude enriquecer enormemente su regreso.

¿Qué hay que tener en cuenta en las recontrataciones?

¿Así de fácil? ¿Solo existen elementos positivos en las recontrataciones? Evidentemente no. Antes de recontratar a antiguos trabajadores es conveniente tener en cuenta algunos factores, factores en los que los departamentos de recursos humanos deberán fijar su atención y hacer hincapié en la entrevista que les realicen. Primeramente para considerar cuáles de ellos merece efectivamente la pena traer de vuelta a la empresa, pero además no se deben perder de vista algunas circunstancias, sobre todo si la recontratación se va a realizar en una gran empresa:

  • Consultar a todos los departamentos con los que el antiguo trabajador estuvo en contacto o donde colaboró o ejercitó su actividad, para después evaluar sus logros y el tipo de relaciones que se mantuvieron. Detalles como puntualidad en las entregas, tensiones en las reuniones, rencillas con otros compañeros podrían salir a relucir.
  • Comprobar que el antiguo trabajador sigue manteniendo las habilidades y aptitudes demostradas en el pasado y su capacidad para adaptarse a los posibles cambios acaecidos en los procesos de trabajo durante su ausencia. Esta cuestión es especialmente importante si la reincorporación implica nuevas tecnologías.
  • Hay que tener en cuenta también cómo fue el proceso de despido (fluido, con juicios o se llegó a un rápido acuerdo, etc.) y cómo afrontó el tiempo posterior (siguió en paro, encontró otro trabajo, etc.). Es posible, si la situación posterior fue complicada, que el antiguo trabajador no tenga en buen concepto a la empresa que le despidió. 
  • Hay que comunicar al antiguo trabajador qué ha cambiado en la empresa y en qué situación económica se encuentra; si por ejemplo antes existía un servicio de guardería gratuito o vales para el almuerzo y estas facilidades ya no existen, es necesario hacérselo saber.
  • Testar qué sentimientos provoca al antiguo trabajador la posibilidad de regresar a su antiguo empleo. ¿Es un deseo real? ¿Le motiva? ¿Demuestra ganas e ilusión? ¿Está realmente interesado en regresar a sus antiguas atribuciones?
  • Hay que asegurarse de las razones por las que el trabajador fue despedido (o por las razones que este abandonó a la empresa). No siempre las verdaderas razones quedan reflejadas en un expediente de despido.
  • No hay que perder de vista los objetivos de la empresa; no caer en el error de una recontratación que solvente el tema del tiempo por ser más fácil y rápido si el ex trabajador no es justo lo que la empresa necesita.
  • Antes de recontratar a un antiguo trabajador, la empresa debe asegurarse de no pasar de alto el talento con el que ya cuenta, con los recursos que ya están dentro de la empresa. Quizá un empleado actual sea merecedor de un ascenso o de ese puesto que se está intentando cubrir con un antiguo empleado.

Por otra parte, es importante no dejar translucir prisas o cierta \"desesperación\" por recontratar; es posible que algún antiguo empleado no siga siendo leal a la empresa (sobre todo si el despido fue un proceso complicado) y propague a la competencia datos,  información o esa urgencia, ofreciendo una mala imagen de empresa.

Otro factor a tener en cuenta es si la recontratación va a ser en el mismo puesto anterior o por el contrario existen cambios. Por ejemplo si el trabajador es recontratado para desarrollar su trabajo en una "posición" inferior, es decir, bajo la supervisión de alguien que ahora ocupa ese puesto, hay que contar que es posible que exista cierta fricción.  Viceversa, si un antiguo empleado regresa a la empresa con un alto cargo, habrá que tener en cuenta cómo se sentirán los trabajadores que habían permanecido en plantilla.

Un último consejo: si se pone en marcha una recontratación, el objetivo es que esta tenga continuidad en el tiempo, es decir, mantenerla el mayor tiempo posible, sobre todo si el antiguo trabajador encontró un nuevo empleo tras el despido. Recuperarle para un corto tiempo no tiene sentido. Por ello, si la situación financiera de la empresa lo permite, una buena opción es que el antiguo trabajador recupere ciertos derechos con los que ya contaba en la etapa anterior o que durante la recontratación cuente con un buen plan de incentivos que supla aquellos beneficios anteriores.  El antiguo trabajador ya fue despedido en una ocasión y en su fuero interno puede guardar ciertas reticencias por el temor a volver a ser despedido; hay que procurar proveerle de cierta seguridad que haga que se implique al máximo en esta nueva oportunidad que se le brinda, siempre que exista esa intencionalidad de permanencia.

En resumen, el nuevo panorama económico favorece la recontratación: una forma rápida y fácil de volver a tener talento y de recuperar especialización en la empresa, siempre y cuando sea una decisión bien sopesada.

Formación relacionada

Comentarios (3)

Responder

Luismi

Enviado el

Cita: "Estas personas ya conocen la empresa".

Cierto, y precisamente por ello muchos no van a querer volver... Un profesional que sienta un mínimo de respeto por sí mismo, salvo que se vea muy necesitado, no va a querer volver a una empresa que lo dejó tirado como una colilla.
Responder

sarah williams

Enviado el

.
Me encantaría compartir mi testimonio con ustedes, todas las personas en el mundo. SARAH Williams, de CANADÁ, me encontré con esta compañía financiera que otorga préstamos corporales individuales y corporativos y son confiables y dignos de confianza. Obtuve un préstamo de ellos y estoy contento de haber podido resolver mi problema financiero y estoy pagando mi préstamo gradualmente con un pago de intereses bajos de 12 meses. Necesitas un préstamo? Usted está teniendo una noche sin dormir en nombre de sus deudas si necesita asistencia financiera rápida para solicitar un préstamo asequible, sino que ofrecen todo tipo de préstamos como préstamos estudiantiles. Uso de préstamos personales, consolidación de préstamos, préstamos para pagar sus cuentas, ofrecen a una tasa de interés baja de 3% y un largo período de largo plazo Solicite un préstamo fácil y fácil hoy de nuestra compañía y comuníquese con ellos por correo electrónico: (teddysam@gmail.com), para obtener más información y completar el formulario de solicitud a continuación. SOLICITUD

FORMA DE PRÉSTAMO

 1: Nombre (s): ....................
 2: País: ...................
 3: Estado: .................... domicilio: ................
 4: Edad: ... ........................
 5: Ingreso mensual: ..................... ..........
 6: Altura: ..............................
 7: Duración del préstamo :. ...........................
 8: cantidad requerida: .................
 9: teléfono ....................
 10: Ocupación: ...................... .....
 11: Finalmente, una copia escaneada del
 Después de esto debe enviarse con su respuesta:

   * Pasaporte internacional
   * licencia de conducir


KATE Elliot LOAN COMPANY
 ¡Busca una mejor forma de libertad financiera! .
Responder

Samanda

Enviado el

Quisiera saber que tipo de contrato sería el adecuado si un trabajador después de 2 años decide renunciar y después de 3 meses decide regresar. Es posible que regrese a su mismo puesto y por qué?

La página web www.cerem.es utiliza cookies para mejorar los servicios ofrecidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso e instalación. Para más información haga click aquí.

Subir