Posicionamiento SEO aplicado a LinkedIn

Posicionamiento en Linkedin
LInkedIn es una red profesional que ofrece múltiples posiblidades de personal branding. Analizamos los aspectos fundamentales de uso y optimización SEO.

Se habla constantemente de la importancia que tiene el SEO y la conveniencia de tener un perfil profesional en las redes sociales como herramientas fundamentales para exprimir todas las posibilidades que internet ha venido a ofrecer en el mundo de los negocios. Internet se ha convertido en una ventana al mundo a la cual está obligado a asomarse a todos los profesionales, de cualquier sector, y sea cual sea el negocio o proyecto que tenga entre manos. En el vasto mundo de internet, es tal la inmensidad de la oferta, que ha sido necesario establecer un orden. También la red de redes tiene sus normas, y dentro de él, cada plataforma y cada usuario debe saber dominar su lenguaje para integrarse con éxito en la comunidad digital. A estas alturas sabemos que existen cientos de redes sociales, cada vez más, aunque a medidas que unas aparecen, otras van cayendo en desuso. La red social que ha logrado no sólo mantenerse, sino consolidarse y crecer, tanto en expectativas como en número de usuarios y posibilidades para el ámbito profesional y de los negocios es LinkedIn. Y aquí también es importante saber usar el SEO y las herramientas web para destacar. Mostramos a continuación algunas pautas y consejos para optimizar tu perfil de Linkedin y favorecer tu marca personal.

Ahora LInkedIn resalta el valor de la experiencia

Internet ofrece como objetivos principales la posibilidad de localizar información y, además, hacerlo rápido. Por eso LinkedIn ha visto la necesidad de mejorar las “búsquedas”, de modo que profesionales y empresas se localizan en función de sus intereses pero también de sus competencias y valías profesionales. No en vano, tales ventajas añadidas han respondido a la demanda de sus usuarios, empresas que usan la red para encontrar al candidato ideal, y profesionales, de distintas categorías, que pretenden encontrar la oportunidad laboral con la que siempre han soñado al ser vistos por las grandes empresas. En este sentido, LinkedIn ha supuesto toda una transformación en los modos de trabajar desde los departamentos de Recursos Humanos de la gran mayoría de las empresas tanto grandes como pequeñas.

Con el fin de agilizar las búsquedas y potenciar la visibilidad de los usuarios, ahora es posible no solo asociar un perfil con el cargo o especialidad del usuario, como ya se venía haciendo desde el principio, sino también mejorar el posicionamiento de una manera más efectiva y real mediante la vinculación de las competencias profesionales que ha ido desarrollando a lo largo de su carrera profesional. El resultado es que de esta forma, LinkedIn muestra tu perfil en búsquedas para las cuales esos valores son deseados por otros usuarios, aumentando las opciones de encontrar el empleo o al empleado adecuado. Dirigido a empresas y consultoras que usan LinkedIn como herramienta base para seleccionar a su personal, especialmente en empleos cualificados y, para la búsqueda puestos que requieren de una habilidad y capacidad personal y profesional especial, como son los mandos intermedios o directivos, donde la experiencia y capacitación siempre resultan determinantes.

Resalta tus valores

Debido a la importancia que LinkedIn tiene como herramienta de selección de personal para las empresas, quienes opten a conseguir un puesto de trabajo, o esté en busca de nuevas oportunidades de crecimiento profesional, no pueden pasar por alto la necesidad de tener un perfil profesional en ella, pero además de mantener la información constantemente actualizada. Más allá de esto, hay otro detalle el cual, a menudo, pasa desapercibido por el usuario de la red, y es que también en las redes sociales funciona el SEO, y también en estas plataformas hay que tener presentes la optimización encaminada al mejor posicionamiento SEO aplicado a LinkedIn.

El objetivo es lograr que nuestro perfil aparezca en las primeras posiciones de la red, lo cual se conseguirá mediante el uso de términos o palabras claves más utilizados por los potenciales seleccionadores de personal de las empresas. Por eso, conviene tener en cuenta unas estrategias bastante eficaces para construir tu personal branding en LinkedIn, la red social por excelencia para prosperar en tus metas profesionales.

Tú marca en LinkedIn, mucho más que un currículum

Mucha gente confunde el concepto de crearse un perfil en LinkedIn con el de colgar en la red su currículum vitae. Sin embargo, hay diferencias sustanciales entre una cosa y otra, y es esencial conocerlas, ya que suelen llevar al usuario a frustrar su objetivo debido precisamente a este error. Es un fallo habitual, colocar en el currículum todo cuanto hemos hecho desde comienzos de nuestra vida laboral. Hay quien piensa que cuanto más largo es el documento, mucho mejor. Nada más lejos de la realidad. El proceso de selección de personal es engorroso y pesado, y los responsables buscan agilizar al máximo el trámite. Es importante ir al grano. Si aspiras a un puesto no coloques información que sea irrelevante para el mismo, porque leer tanto agota al seleccionador de personal hasta el punto de que puede aburrirse antes de haber llegado a la parte en la cual efectivamente están detalladas las cualidades que te hacen idóneo para el puesto ofertado.

Consejos básicos para mejorar tu personal branding en LinkedIn

  1. Tratar a tu perfil como si se tratase de un sitio web. Si una página web nos impone respeto, no debe ser menos el momento de redactar un perfil en esta red. Hay que poner atención a los pequeños detalles, tales como la ortografía y la gramática. Es útil hacer primero un borrador para revisar los errores y corregirlos a tiempo. No sólo hay que redactar correctamente la información sino además maquetarla. Es decir, jugar con las viñetas, márgenes. Recordando eso sí, que algunas secciones de la red no captan ni los símbolos ni las negritas y cursivas.
  2. Las palabras claves serán elegidas de manera correcta. No vale cualquiera, hay herramientas que permiten localizar cuál es la keyword adecuada en cada caso. Colocar las palabras claves más importantes estratégicamente a lo largo del perfil. Esto incluye:
    1. El titular profesional
    2. Los campos Título
    3. Especialidades
    4. Intereses
    5. Recomendaciones
    6. Educación
  3. El nombre debe ser claro y que sirva para identificarte. Aquí no valen los apodos ni el anonimato, sino todo lo contrario.
  4. La foto del perfil. Debe ser profesional. No valen fotos de cuerpo entero ni con la familia o mascotas o en una actitud íntima.
  5. Actualizar el estado, es esencial para la visibilidad. Como sucede en otras redes sociales, cuando actualizas tu perfil, éste se muestra en el TIMELINE. Por eso, se recomienda actualizar el estado de dos a tres veces por semana por lo menos. Lógicamente no es válido cualquier contenido, sino sólo aquél que aporte algo positivo a tu profesionalidad, como por ejemplo, publicaciones relevantes para tu sector.
  6. La url del perfil, personalízala. Lo mejor es que lleve tu nombre + tu profesión.
  7. Hay que destacar, así que no desaproveches la oportunidad que te brindan los hipervínculos de sitios web. Personalizar es la clave, y salirse de lo habitual como “My Company”, “My blog”.
  8. En la parte de la “Experiencia”, hay que venderse bien. Para ello, la norma es ir al grano, y exhibir las habilidades y facultades que te convierten en el candidato perfecto. ¿Qué se te da bien? ¿Qué puesto importante has tenido? ¿Qué has aprendido en tus trabajos anteriores? ¿Por qué una empresa que vea tu perfil tiene que contratarte? Y aquí, explota también las palabras claves.
  9. En la parte de Educación, sí puedes aprovechar para colocar tus estudios, licenciaturas, diplomas, trabajos, investigaciones, publicaciones, etc.
  10. Especialmente positivo: las recomendaciones. No dudes en pedir a compañeros de trabajo o jefes tuyos y amigos que te “recomienden”. Convenciendo así al seleccionador para que vea lo positivo que tendría contratarte.
  11. Los grupos: Son útiles para conocer gente, aprender sobre tu profesión y sector y exhibir tus conocimientos.
  12. También puedes crear tu propio grupo. Especialmente interesante para quienes tienen poder de liderazgo, ya que lo ponen en práctica ante sí mismo y ante los demás.
  13. No se trata de acumular amigos indiscriminadamente, sino de contactar con gente que te aportará algo. Por ello, limita tus invitaciones, no sea que se agoten (sólo tienes 3.000). Cuando pidas amistad a alguien, salúdalo y explícale de qué lo conoces.
  14. La opción de “Respuestas” permite mejorar tu personal branding e interactuar con otros usuarios.
  15. Amabilidad ante todo. Cuando alguien te hable, responde y hazlo en un plazo breve, de no más de 72 horas.
  16. Prohibido hacer spam. A nadie le gusta la gente pesada ni que lo molesten. No lo hagas tú.

El especial valor de la palabra clave

Para mejorar el posicionamiento, introducir la keyword en el Titular Profesional y los Cargos desempeñados. Úsala a lo largo del perfil entre 16 y 35 veces, en especial en Extractos, Especialidades y Experiencia Detallada. También en las Aplicaciones y Sitios web vienen bien.

Vivimos en una era eminentemente digital en la cual las redes sociales son una herramienta básica para las empresas, y tener presencia en las mismas es un paso obligado para los profesionales de cualquier sector. Para que esta presencia sea efectiva se debe optimizar el perfil de LinkedIn siguiendo estos consejos.

Formación relacionada

La página web www.cerem.es utiliza cookies para mejorar los servicios ofrecidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso e instalación. Para más información haga click aquí.

Subir